febrero 8, 2023

Nueva Prensa de Oriente

Encuentre los últimos artículos y vea programas de televisión, reportajes y podcasts relacionados con Venezuela.

Venezuela. Acuerdo con Bogotá para reabrir oleoducto de PDVSA Ricaurte

Durante casi una década, el oleoducto Antonio Ricourt, un tramo de 220 kilómetros que atraviesa la Guajira, la península más septentrional de América del Sur, ha estado inactivo, un símbolo oxidado del deterioro de las relaciones entre Colombia y Venezuela, los dos países que los conectan.

Ahora estamos pensando en relanzar el proyecto. Esto podría dar un gran impulso a ambas economías, pero tendría ramificaciones a largo plazo para la geopolítica de la región, otorgando legitimidad al gobierno del presidente venezolano Nicolás Maduro y reduciendo la independencia energética de Colombia, limitando así sus opciones de política exterior hacia su vecino. .

“PDVSA no es un proveedor confiable y cualquier problema político generará problemas con el suministro de gas a Colombia”, dijo Juan Carlos Echeverri, exministro de Hacienda de Colombia. “Lo hemos visto pasar con Putin y Europa”, dice, “y algo similar podría pasar entre Colombia y Venezuela”. La política exterior.

Desde la elección en junio de Gustavo Petro, el primer presidente de izquierda de Colombia, Las relaciones con Venezuela se reanudaron rápidamente. El 1 de enero, la frontera terrestre entre los dos países se abrió completamente al tráfico de dos vías por primera vez en siete años. Seis días después, Petro se reunió por segunda vez con Maduro en Caracas. Según un comunicado conjunto, los líderes discutieron las conversaciones de paz en curso en Colombia con los combatientes del ELN, temas comerciales y proyectos conjuntos de infraestructura para energía, comunicación y producción industrial. ¡Viva la unión entre Colombia y Venezuela! Maduro tuiteó.

El oleoducto Antonio Ricourt podría ser la arteria central de esta unión. En noviembre, Bloomberg Dijo que Venezuela había llegado a un acuerdo para exportar más de 707.921 metros cúbicos de gas por día a Colombia a través del gasoducto.

READ  Venezuela saluda el retorno del diálogo entre el gobierno colombiano y el Ejército de Liberación Nacional

El 5 de enero, la petrolera estatal de Colombia, Ecopetrol, confirmó que había solicitado una exención del régimen de sanciones de EE.UU. para recibir gas, bajo un modelo similar acordado entre el gobierno de EE.UU. y Chevron en diciembre, que permitía a la empresa. Para transportar petróleo desde Venezuela.

La reapertura del oleoducto puede presentar algunos desafíos técnicos: es probable que la sección colombiana se haya conservado y también es probable que el lado venezolano haya sufrido el robo organizado de equipos y cables de cobre que afectaron la otra infraestructura de PDVSA. Pero con financiamiento y voluntad política, el proyecto es factible.

Tal acuerdo habría sido impensable bajo los gobiernos colombianos anteriores, pero ahora Caracas y Bogotá eran más una alianza ideológica. La mayoría de los analistas esperan que Maduro llegue a un acuerdo lucrativo, suministrando gas a precios muy por debajo de los precios de mercado. Si bien el petróleo venezolano se puede descargar y enviar a todo el mundo gracias a las compañías navieras que violan las sanciones, el gas que producen estos pozos de petróleo a menudo se quema porque la infraestructura para almacenarlo es limitada y no hay terminales de gas natural. Licuado para exportación a mercados extranjeros. El gasoducto Antonio Ricourt representa el único mercado de exportación viable, aunque otra opción es conectar los campos de gas de Venezuela con terminales de GNL en Trinidad y Tobago.

El gas barato ayudará a que la industria de Colombia sea más competitiva y, con la apertura de fronteras, los productores nacionales de textiles, productos de metal y muchos otros artículos volverán a tener acceso a un mercado cercano que absorbió el 37% de las exportaciones en 2008, frente al 0,8% del pasado año. Al reducir la demanda interna de gas, Petro también podría cumplir una promesa de campaña de poner fin a nuevos proyectos de exploración de hidrocarburos, aunque asignaría principalmente la extracción a Venezuela.

READ  EE.UU.: Biden se dirige a los venezolanos - L'Indro

Finalmente, el gas también puede proporcionar materia prima para la planta de fertilizantes Monómeros, propiedad de PDVSA, ubicada en la costa caribeña de Colombia. El ministro de Hacienda de Colombia ha señalado la intención del país de comprar la planta para garantizar la seguridad de fertilizantes del país, un paso clave para una reforma agraria más amplia.

Sin embargo, la medida revertiría una política de 20 años de fomentar la exploración nacional de hidrocarburos, que ha permitido a Colombia convertirse en autosuficiente en gas y en un importante exportador de petróleo.

Luis Médicis

Siga nuestras actualizaciones sobre sugerencias geopolíticas: https://t.me/agc_NW Y en nuestro blog Le Spigolature de AGCNEWS: https://gleaningagcnews.blogspot.com/