Papa: “No nos quedemos impotentes ante el mal y las guerras” – Política

A veces una persona se siente «indefensa» y «paralizada» ante el mal, las guerras y la corrupción. En cambio, la Pascua nos impulsa a «seguir adelante», porque Cristo cambió la historia con su resurrección. Luego «recordar y caminar»: este es el llamado del Papa en la Vigilia Pascual. Acuérdate de tu “primer amor”, “tu majestad”, ese es el momento en que te encontraste con Dios, camina para seguir adelante y no quedarte quieto y sin esperanza. El Papa llegó esta tarde a la Catedral del Vaticano, donde asisten ocho mil creyentes en silla de ruedas. La voz sonaba cansada a veces. En cambio, esta semana es especialmente exigente para él, con las diversas celebraciones de la Semana Santa, compromiso que ha continuado a pesar de su reciente ingreso en el hospital Gemelli por una infección respiratoria, a excepción del Vía Crucis de anoche que tuvo que renunciar debido a un resfriado. A veces «nos hemos sentido impotentes y frustrados ante el poder del mal, los conflictos que desgarran las relaciones, la lógica del cálculo y la indiferencia que parece regir en la sociedad, el cáncer de la corrupción, que son tantos, la propagación de «injusticias de los gélidos vientos de la guerra», dijo el Papa en su homilía, subrayando que en lugar de Eso, como sucedió con las mujeres que proclamaron la Resurrección de Cristo, «la Pascua nos insta a seguir adelante y fuera del sentimiento de derrota, a retroceder la piedra de los sepulcros en los que tantas veces confiamos nuestra esperanza, para mirar con confianza al futuro, porque Cristo ha resucitado y ha cambiado el rumbo de la historia”.

READ  Hoy no verás nada más dulce

Entonces el Pontífice evoca el “cara a cara con la muerte” y no puede evitar pensar en cuando salió del hospital, hace unos días, cuando habló de un “viejo” que le dijo: “La muerte está allá. lo vi venir, es feo, eh». Pero en esta noche de Pascua, el Papa nos invita en cambio a mirar adelante como las mujeres que «no se quedan paralizadas ante un sepulcro, sino que, como dice el Evangelio, «salen precipitadamente del sepulcro con gran temor y alegría, corrieron a proclamar a sus discípulos». Traen la noticia que cambiará vidas e historia para siempre: ¡Cristo ha resucitado!” “Hoy el poder de la Pascua os llama a rodar las rocas del desengaño y la desconfianza; El Señor, experto en el corazón de las lápidas del pecado y del miedo, quiere iluminar vuestra santa memoria, vuestros más bellos recuerdos, y hacer presente el primer encuentro con Él «Acordaos y caminad: volved a Él, encontraréis de nuevo la gracia de la resurrección de Dios en ti!» Durante la ceremonia, el Papa bautizó a ocho adultos: de Albania, Estados Unidos, Nigeria, Italia y Venezuela. El Papa regresará mañana por la mañana a la Plaza de San Pedro para la Misa. Luego entregará el tradicional mensaje «Urbi et Orbi» desde la «Logia de las Bendiciones» en el que anticipa un nuevo llamado a la paz, ante las tensiones que se suscitan en estas horas en muchos rincones del planeta, desde Ucrania hasta el Santo Tierra.

La reproducción está reservada © ANSA Copyright


Scroll to Top