Inicio > Columnistas > INHABILITADO

INHABILITADO

Hay candidatos que de hecho, independientemente de las decisiones de las autoridades respectivas, se ven y se sienten inhabilitados.
El caso de Antonio Barreto Sira es típico, desde la misma salida de Cantaura, tratando de escalar posiciones que siempre le han quedado grandes.
Sus sucesivas derrotas y el mismo silencio en los cargos ejercidos, rehuyendo inclusive a entrevistas radiales y televisivas son razones suficientes para afirmar que ese señor esta descalificado para ejercer la gobernación del estado Anzoátegui. Pero si a eso le agregamos además la denuncia realizada por un grupo de jóvenes en la Asamblea Nacional Constituyente, estamos frente a una segura inhabilitación del candidato adeco.
Los jóvenes afirman en el documento como veían cuando Barreto Sira, les llevaba morteros y bin laden a otros muchachos para realizar las guarimbas agresivas. Expresando que generalmente visitaba de noche o en otros casos iban personas identificándose como enviados de Barreto Sira. Políticos con esa mentalidad no pueden ser primera autoridad de una entidad federal, menos de Anzoátegui por su importancia estratégica.
Esa posibilidad no la esconden, los actos son con poca participación, no se atreven a realizar grandes inversiones, esperan de un momento a otro la decisión que sacara de la carrera electoral a Antonio Barreto Sira. Tanto en Acción Democrática como en el resto de los partidos de la MUD el desaliento es evidente, caminatas con decenas de personas y la poca presencia de dirigentes de Primero Justicia, Voluntad Popular y Copei.
Ese tablero de ajedrez implementado por Henry Ramos Allup, especialista en ganar o evitar elecciones internas ha hecho que las victorias adecas en las primarias se conviertan en alegría de tísicos, pues la gente hace rato que se cansó de la forma de gobernar los adecos.
Siendo su error más grave al permitir trampas y abusos denunciados por otros partidos para lograr los objetivos, lo de Aragua y Amazonas se sale del contexto de la ética democrática de acuerdo a lo manifestado en las denuncias de Guanipa y Capriles. Pero lo denunciado por los jóvenes ante la Asamblea Nacional Constituyente rompe con las normas de moralidad, esperándose en cualquier momento la justa inhabilitación de Barreto Sira como candidato a gobernador del estado Anzoátegui.
Esta clase política dirigida por Henry Ramos Allup desde hace 23 años, no tiene escrúpulos para apegarse al poder, hoy critican a los que ofrecen falsas expectativas y ayer aseguraban que sacarían al presidente Nicolás Maduro en seis meses.
Por eso es que el pueblo dejó de creer en ellos, ese bendito doble discurso los destruyo y hoy quieren con unos piches votos y grandes dudas decir que renacieron de sus cenizas. Renacerán en una supuesta victoria, personajes del pasado como Otto Padrón Guevara, en la secretaria de gobierno, su hijo secretario privado y Miguel Arismendi en calidad de contratista mayor de la gobernación.