Inicio > Economía > IATA: Venezuela se está desconectando del mundo

IATA: Venezuela se está desconectando del mundo

“Venezuela está quedando desconectada del mundo debido al abandono de la mayoría de las aerolíneas internacionales”, advirtió Peter Cerdá, vicepresidente para América de la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA, por sus siglas en inglés).

“La situación es difícil, ya la mayoría de las compañías que son miembros de IATA han salido de Venezuela. Tenemos seis o siete líneas áreas con frecuencias muy reducidas, al mínimo”, dijo Cerdá a periodistas en Panamá.

Añadió que “Venezuela se está desconectando, está prácticamente desconectada con el resto del mundo, sobre todo por vía aeronáutica, y no vemos ninguna solución a corto plazo”.

Indicó que el Gobierno venezolano adeuda a las aerolíneas 3.800 millones de dólares, sin que la administración del presidente Nicolás Maduro muestre voluntad para “solucionar los percances que tenemos”.

“Es una situación lastimosa porque la intención de las compañías era continuar” en Venezuela, afirmó Cerdá, quien pese a las dificultades no cree que el país quede totalmente aislado porque “siempre habrá algún tipo de conectividad, pero el acceso es mucho más difícil”, sostuvo.

Por su lado, el presidente ejecutivo de la aerolínea panameña Copa, Pedro Heilbron, manifestó que la compañía seguirá operando en Venezuela pese a las dificultades.

“Nosotros estamos quedando solos prácticamente en ese mercado pero nuestra intención es no salir, no abandonar el mercado de Venezuela”, señaló Heilbron.

Manifestó que las tripulaciones de Copa ya no pasan la noche en ciudades venezolanas. Las aerolíneas estadounidenses United Airlines y Delta y la colombiana Avianca suspendieron este año sus vuelos a Venezuela; la alemana Luftansa y la estadounidense Dynamic lo hicieron en 2016; y Air Canada, Aeroméxico, Alitalia, Lan, Tam, Tiara y Gol entre 2014 y 2015.
Otras compañías que aún operan en el país, como American Airlines, TAP, Air France e Iberia, recortaron frecuencias de vuelos y rutas.

Además, a partir del 9 de diciembre Aerolíneas Argentinas incorporará una quinta frecuencia entre Buenos Aires y Bogotá, tras la desprogramación definitiva de la salida semanal que operaba entre Ezeiza y Caracas.

Mientras, muchos venezolanos que han decidido emigrar, han optado por viajar por tierra, lo que se ha convertido en una alternativa más económica.

Esto se debe a la casi inexistente presencia de aerolíneas internacionales en Venezuela porque han cesado sus servicios por deudas del Gobierno, y también a los altos costos de los boletos aéreos de la reducida oferta de destinos que aún quedan dentro del país.
AGENCIAS